Viviana Pesce: «Hay mucho que aprender y enseñar en la gestión integrada de recursos hídricos»

La directora nacional de Dinagua, Uruguay, estará en el Foro Futuro en Español en Murcia, que se celebra mañana y el jueves, para aportar las claves de la planificación hidrológica en su país

La directora nacional del Agua en Uruguay participará en el Foro Futuro en Español en Murcia, que se celebra mañana miércoles y el próximo jueves. Estará en la mesa redonda que abrirá la segunda jornada y que lleva por título ‘Planificación hidrológica pos-Covid’, donde expertos de América Latina y España compartirán un análisis sobre medidas y políticas públicas acerca de los usos del agua que favorezcan un desarrollo económico, ambiental y social sostenible. Futuro en Español en Murcia es un evento organizado por Vocento a través del periódico LA VERDAD y CAF-Banco de Desarrollo de América Latina. Cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Murcia, el Gobierno regional e importantes entidades.

–¿Qué importancia da al evento Futuro en Español?

–Es importante participar en un evento como este porque permite acercarse a otras realidades. Ver cómo han funcionado los procesos de planificación en otros países y regiones siempre es enriquecedor.

«Instituciones públicas y privadas deben coordinarse para prevenir, mitigar y adaptarse al cambio climático»

–¿Qué empeño ponen en conocer cómo funcionan las planificaciones hidrográficas de otros países?

–Conocer qué hacen otros países con problemáticas similares es siempre interesante porque permite visualizar los caminos transitados y adelantarse a potenciales inconvenientes y posibles soluciones. En Uruguay la sinergia con los países vecinos es indispensable ya que la totalidad de nuestro territorio se integra por tres cuencas transfronterizas. Hay mucho para aprender y para enseñar a nuestros países vecinos en la construcción de una gestión integrada y participativa de nuestros recursos hídricos compartidos.

–¿Está al tanto de la planificación hidrográfica en España? ¿Cómo debe actuar un país que se enfrenta al cambio climático?

–El cambio climático y el calentamiento global del planeta son fenómenos íntimamente relacionados causados por el incremento de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) que resultan de distintas actividades humanas. Generán impactos adversos para los ecosistemas y los seres humanos, afectando particularmente a la producción de alimentos y el agua potable, con consecuencias dramáticas en los sectores más vulnerables de la población mundial.

A partir del Acuerdo de París en 2015, Uruguay, junto a otros 194 países, se comprometió a presentar periódicamente sus compromisos de reducción de emisiones y sus planes de adaptación al cambio climático. Además, también queremos lograr la neutralidad de CO2 para 2050 con una estrategia de bajas emisiones. Es necesario desarrollar acciones de mitigación de las emisiones y planes de adaptación a este fenómeno, lo que implica un fuerte compromiso por parte de todos los países, tanto de sus sectores públicos como privados. Es necesario fortalecer las instituciones públicas y privadas.

–¿Cuáles son los efectos del cambio climático en Uruguay?

–Uruguay sufre particularmente las consecuencias del cambio y la variabilidad climática con fenómenos como la intensificación de las sequías, inundaciones, eventos extremos más frecuentes e intensos, que impactan sobre los sectores nacionales (agropecuario, los ecosistemas, el turismo, la generación de energía, la salud, la calidad del agua) y, por lo tanto, sobre la calidad de vida de sus habitantes.

Desde el año 2009, Uruguay cuenta con el Sistema Nacional de Respuesta al Cambio Climático y Variabilidad, como herramienta de coordinación horizontal. Participan instituciones públicas y privadas que trabajan en temas de cambio climático o que son afectadas por él, con el objetivo de coordinar y planificar las acciones necesarias para la prevención de riesgos, la mitigación y adaptación al cambio climático. En 2016, en el marco de este sistema se convocó para la elaboración de la Política Nacional de Cambio Climático, un instrumento estratégico de largo plazo para guiar los cambios que Uruguay debe transitar para enfrentar los desafíos del cambio climático y la variabilidad, además de atender las obligaciones asumidas del Acuerdo de París. En el párrafo 23 de dicho documento, se estableció que las Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional (NDC) a presentar en el marco del Acuerdo de París, servirán como instrumento para la implementación de la PNCC. Ambas fueron aprobadas en 2017.

La adaptación al cambio climático es esencial y la única respuesta disponible para los impactos que ocurrirán en las próximas décadas antes de que las medidas de mitigación puedan tener efecto.

–Agua y transición ecológica deben ir de la mano. ¿A qué políticas hay que dar prioridad?

–Las políticas que promueven la conservación y el uso sustentable del agua y del territorio en las cuencas hidrográficas y en los acuíferos son fundamentales. Tales como los proyectos contenidos en el Programa de Agua para el Desarrollo sustentable del Plan Nacional de Agua de Uruguay que incluye la promoción del uso eficiente, medidas de mitigación de impactos difusos como las zonas de amortiguación, la aplicación de caudales ambientales, los perímetros de protección de pozos, entre otros. A su vez, el monitoreo hidrometeorológico, de calidad de agua y del uso del suelo y del agua es fundamental para realizar el seguimiento de indicadores de las metas que proponga la transición.